Cananea Reyes, el manager mexicano que SÍ dirigió en Grandes Ligas

13122011312621979n

Hace 33 años, el 28 de abril de 1981, Benjamín “Cananea” Reyes se convirtió en el primer mexicano en dirigir en Grandes Ligas. De ese hecho histórico no quedó registro oficial en los anales estadísticos, y con el paso del tiempo se ha discutido si aquello fue real o tan solo forma parte de la leyenda. Hoy, a poco más de tres décadas de distancia, encontramos las evidencias que lo confirman: Cananea sí dirigió en Grandes Ligas.

En México, llegó a estar consignado en el Salón de la Fama del Beisbol Mexicano que Cananea dirigió tres juegos con los Marineros en 1981: un triunfo, un empate y una derrota. En realidad, solo fueron dos juegos, el 28 y 29 de abril de 1981 visitando a Minnesota, en que registró una derrota y un empate.

A Cananea, que en ese entonces era coach de los Marineros de Seattle, el timón del equipo le cayó de rebote. El manager de los Marineros era Maury Wills y el 28 de abril de 1981, se anunció la suspensión de Wills por dos juegos, pues el día 25 le ordenó a la cuadrilla de mantenimiento del campo que agrandara las cajas de bateo en un juego en casa contra los Atléticos de Oakland. La suspensión entró en efecto el mismo día 28 en que se anunció.

Cananea era hombre de todas las confianzas de Maury Wills, y fue quien llevó al sonorense al béisbol de Estados Unidos. Maury cumplía una promesa hecha varios años atrás.

“En 1970 cuando Maury Wills dirigió a Naranjeros de Hermosillo, trabajé de coach de tercera base con Wills”, recordó Cananea a la revista Super Hit. “Yo pienso que le gustó mi trabajo y me dijo, al despedirse de la temporada, que algún día iba a manejar en Grandes Ligas, no sabía cuándo pero ese día me iba a llegar”.

Y el día llegó. Para cumplir la suspensión, Maury Wills encargó el equipo a Cananea Reyes, quien el 28 de abril de 1981 dirigió su primer juego en Grandes Ligas y Wills vio el juego desde las tribunas. Ese día, los Marineros de Seattle cayeron 4 a 1 en casa de los Mellizos de Minnesota.

El debut de Cananea no pasó desapercibido en la prensa. El diario Seattle Times consignó al día siguiente que “la derrota se le cargó al coach Cananea Reyes, quien manejó su primer juego en los Estados Unidos”. El Cananea, por su parte, algo abrumado por la derrota, pero siempre con el comentario punzante en la punta de la lengua, le mandó un mensaje a su jefe por medio del mismo diario. “Más le vale a Maury regresar pronto”.

Al día siguiente, el Cananea Reyes se quedó muy cerca de la victoria. En la alta de la octava entrada, los Marineros se adelantaron 7 a 4 en el marcador, pero en la octava baja, ya con densos nubarrones en el cielo, los Mellizos empataron casi en el mismo momento en que se soltó la lluvia que ya no permitió la reanudación del partido.

Ese era el último día de la suspensión de Maury Wills, y en su edición del día siguiente, el Seattle Times anunció el regreso del timonel. “Esta noche (del 30 de abril), Maury Wills estará de regreso en el asiento del manager tras cumplir una suspensión de dos días por alterar la caja de bateo el sábado pasado por la noche. En su ausencia, ayer el coach Cananea Reyes inició con un orden al bat compuesto totalmente de bateadores derechos”.

Así inició y terminó la corta fase de Benjamín “Cananea” Reyes como manager en Grandes Ligas: con una derrota y un empate. El día 30, Maury Wills regresó al dugout para dirigir al equipo. Para fines prácticos, Cananea Reyes sí dirigió al equipo durante dos juegos tal como lo dejó consignado el Seattle Times, pero no en el récord oficial. Dado que Maury Wills nunca fue destituido, sino que cumplía una suspensión, el manager siempre fue Wills para fines oficiales. Por eso, el mismo Seattle Times siempre se refiere a Cananea en esos partidos como el “coach Cananea Reyes”. Si se revisa la ficha de Maury Wills en Baseball Reference, se notará que esos dos partidos, 28 y 29 de abril, están en su récord. Cananea ni siquiera tiene ficha como mánager de Grandes Ligas en la misma base de datos de internet.

El episodio de Cananea Reyes como manager encargado de los Marineros de Seattle en 1981, le fue confirmado al autor por Randy Adamack, vice presidente de comunicación con los Marineros de Seattle, y además historiador del club, en un correo electrónico:

“Según los registros del club Marineros, Cananea Reyes sirvió como manager del equipo en lugar del suspendido Maury Wills por dos juegos, el 28 y 29 de abril de 1981 en Minnesota. Los Marineros perdieron el juego del 28 de abril y el juego del 29 de abril terminó en un empate (el juego fue detenido por lluvia en la baja del octavo)”.

Es decir, los Marineros de Seattle reconocen en su historia, que Cananea Reyes sí dirigió al equipo en 1981, aunque no haya sido de forma oficial.

El regreso de Maury Wills al timón el 30 de abril no fue por mucho tiempo. Unos días después, el 5 de mayo, fue despedido. Se fue con récord de 6 triunfos y 18 derrotas incluyendo los dos juegos que dirigió Cananea. En su lugar entró Rene Lachemann, y aunque los coaches siguieron, los días de Cananea Reyes en Estados Unidos estaban contados. Se había ido su protector Maury Wills que no volvió a dirigir en Grandes Ligas.

El 20 de noviembre de 1981, el Seattle Times anunció que ninguno de los coaches regresaría al año siguiente. “Cananea Reyes ha sido removido de sus funciones, pero podría hacer algo de scouting para Seattle”, informaba el diario. Sin embargo, los Marineros harían un viaje de pretemporada a México en la primavera de 1982, del cual Cananea sí sería parte, como coach, e incluso como un chispeante guía de turistas.

Genio y figura, cuando los Marineros se enfrentaron a los Tigres capitalinos, Cananea, de corazón Diablo Rojo, pero enfundado en el uniforme de los Marineros, se ganó la rechifla de los aficionados felinos en el Parque del Seguro Social cuando tomó un banderín de los Tigres, lo puso en el suelo y lo pisoteó. En ese mismo viaje, el Cananea guía de turistas, fue siempre chispeante. Caminando por las calles de la Ciudad de México, reporta el mismo diario, alguien le preguntó a Cananea que por qué no había perros en las calles. “Cuando tienes 17 millones de personas, tienes que darles algo de comer”, respondió ácidamente.

Finalmente, el 17 de marzo de 1982, Benajmín “Cananea” Reyes se despidió de los Marineros de Seattle en el aeropuerto y con ello se despidió también de las Grandes Ligas. Los Marineros de Seattle viajarían de regreso a Nueva Orleans, mientras que Cananea se quedaba en México. Dirigiría a los Azules de Coatzacoalcos para la temporada 1982 de la Liga Mexicana de Beisbol.

Entonces, sí. Benjamín Reyes, “Cananea”, es el primer mexicano de la historia en dirigir un equipo de Grandes Ligas. Así lo confirma la prensa de la época, y así lo confirman los registros de los Marineros de Seattle. Honor a quien honor merece.

Anuncios
Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s